top of page

¿Cómo puedo saber si mi suelo pélvico funciona correctamente?

La forma de saber a ciencia cierta si tu suelo pélvico funciona como debería es haciendo una valoración del suelo pélvico con un especialista.


No obstante, escribo este post para ayudar a las mujeres a conocer e identificar de forma temprana los síntomas que reflejan que hay algo en nuestro suelo pélvico que necesita atención especializada. Para que antes de que aparezcan estas señales dispongáis de la información suficiente para prevenir, mejorar e incluso resolver esta situación acompañados por especialistas en suelo pélvico.




Tu suelo pélvico puede no estar funcionando correctamente si tienes


- ESCAPES INVOLUNTARIOS DE ORINA Y/O ALTERACIONES EN LA MICCIÓN -

  • Se te escapa la orina en momentos no deseados, aunque sean sólo unas gotitas y muy de vez en cuando. Los escapes pueden darse al toser, estornudar, reír, saltar, bailar, coger peso, correr, escuchar el sonido del agua, poner la llave en la cerradura, etc.

  • Orinas muchas veces al día, cada poco vas al baño con muchas ganas de orinar pero orinas poca cantidad.

  • Te levantas más de una vez a orinar por las noches.

  • Te cuesta iniciar la micción, a veces incluso tienes que empujar desde el abdomen para poder orinar.

  • El chorrito de pipi tiene muy poca presión.

  • Cuando terminas de orinar, te levantas, y al estar de pie se te escapa orina (cuando pensabas que tu vejiga ya estaba vacía).

  • Infecciones de orina del tracto urinario inferior de repetición.


- ESCAPES DE GASES/HECES Y/O ALTERACIONES EN LA DEFECACIÓN -

  • Se te escapan los gases o heces en momentos no deseados, aunque sean sólo un poco y muy de vez en cuando. Los escapes pueden darse al toser, estornudar, reír, saltar, bailar, coger peso, andar, correr, etc.

  • Te cuesta mucho esfuerzo defecar, tienes que empujar mucho, a veces incluso tienes que empujar desde la barriga o sacar las heces manualmente.

  • Sientes que tu ano no deja salir las heces (está siempre como cerrado) o que no sueles tener casi nunca ganas de defecar.

  • Tienes hemorroides y/o fisuras anales.


- SENSACIÓN DE FALTA DE SUJECIÓN -

  • Sientes un bulto o peso en la entrada de la vagina. El bulto puede que salga a través de la vagina hacia el exterior, o que no llegue a salir.

  • Percibes tu periné está distendido, "como caído", que no "te sujeta"

  • La vagina se llena de aire, y salen "aires vaginales"

  • Al bañarte (en la bañera, piscina, playa...) entra agua en tu vagina

  • Poca sensación de placer en las relaciones sexuales con penetración


- MOLESTIAS/DOLOR-

  • Las relaciones sexuales son dolorosas (en la entrada, en profundidad,...)

  • Dolor/molestia en el abdomen bajo y/o periné (al estar mucho tiempo sentada, al llevar tampax/copa menstrual, al roce con los vaqueros/braguitas, ...)

  • Dolor en la cicatriz de la episiotomía, desgarro, cesárea, laparoscopia...



Estas son las principales sensaciones que refieren nuestras pacientes al acudir a la consulta de fisioterapia especializada en suelo pélvico. Sensaciones, que mejoran con ayuda de las recomendaciones y tratamientos adecuados. Pero que si se mantienen en el tiempo, no solo afectan al buen funcionamiento de nuestro cuerpo, sino que además afectan negativamente a nuestra autoestima y calidad de vida.


Por ello, agradecemos que compartas este artículo si te ha ayudado, te ha resultado interesante o crees que puede ayudar a alguien. Aún hay mucha gente que desconoce que estos síntomas tan frecuentes, no son normales. Y que además, la mayoría de ellos pueden mejorar, e incluso resolverse con el tratamiento y las recomendaciones adecuadas.


74 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page